Como eliminar las cochinillas

todo-ficus-cochinillaLas temidas cochinillas son en realidad pequeños insectos que pertenecen a la numerosa familia Coccoidea. Tienen un aspecto muy diferente de otros insectos y son muy temidos debido a las grandes pérdidas agrícolas que pueden causar. Sin embargo, a pesar de que las cochinillas son consideradas como una plaga, algunas especies se destacan en la producción de barniz (Llaveia axin), laca (lacca Laccifer), cera (Ceroplastes ceriferus), medicamentos (Ceroplastes ceriferus) y el colorante carmín (Dactylopius coccus). Muchas también producen una secreción dulce que, recolectados  y procesados por las abejas (Apis mellifera) creando el rocío de miel, muy valioso en el mercado.

Las diferentes especies de cochinillas pueden tener un aspecto muy diferentes. Pueden ser de lana de algodón de color blanco y aspecto harinoso, o ceroso con distintos colores tales como naranja, rojo, verde, marrón, color perla, gris, etc. Las formas son también variadas, tales como cabezas de clavos, conchas de ostras, pelotas, escamas, etc.

Las hembras adultas son las que suponen una amenaza a las plantas. Son insectos  inmóviles con un aparato bucal muy desarrollado que utilizan para succionar la savia directamente desde el sistema vascular de la planta. Después de la fijación, la cochinilla hembra produce una cera que forma la cáscara que recubre su cuerpo actuando como escudo contra los enemigos naturales e insecticidas.

Los machos adultos son muy diferentes de las hembras y tienen una vida corta, que dura aproximadamente 2 días. Ellos no se alimentan, poseen alas, filamentos de cola y se asemejan a pequeños mosquitos o moscas.

Las hembras adultas ponen huevos que eclosionan dando origen a las ninfas, primer estadio vital de las cochinilla. En esta etapa ya poseen patas y antenas. Así, las hembras jóvenes pueden moverse, tratando de encontrar un buen lugar para establecerse. Después de la primera etapa, su piernas se atrofian y se convierten en inmóviles (2º etapa), y a partir de entonces empiezan a succionar la savia de la planta. Los machos jóvenes son similares a las hembras durante la 1º etapa del ciclo vital de la cochinilla hembra pero en la etapa final desarrollan alas.

Las cochinillas pueden establecer en las ramas, hojas, raíces y frutos de diversas plantas. En ocasiones las cochinillas se “asocian” con las hormigas que las protegen a cambio de la secreción dulce que producen. Esta secreción también promueve la aparición de fumagina, un hongo que cubre partes de la planta, impidiendo la fotosíntesis.

Los insecticidas ni siempre son eficaces en la lucha contra las cochinillas adultas ya que están muy bien protegidas por su espeso caparazón que impide el contacto del insecticida con el cuerpo del insecto así que el insecticida termina siendo efectivo contra las “ninfas” – primera etapa – y los machos.  Por otro lado, a pesar de la protección natural del insecto, resulta muy efectivo para el control de las cochinillas adultas realizar  una pulverización con una mezcla de jabón neutro y aceite mineral ya que este crea una especie de capa impermeable sobre el insecto, impidiéndole la respiración de la cochinilla. De este modo el insecto adulto se muere por asfixia.  El tabaco de liar también es efectivo en la lucha contra las cochinillas adultas. Se debe dejar el tabaco en remojo con agua y luego pulverizar la planta con el líquido resultante.

El control biológico es muy importante en el control de las cochinillas y se lleva a cabo por las mariquitas y algunas especies de avispas en caso de plantaciones exteriores. Por lo tanto se debe evitar al máximo el uso de insecticidas en las plantas afectadas, ya que cobrará las vidas de depredadores naturales de las plagas como cochinillas y pulgones.

Eliminar las cochinillas en 6 pasos

  1. La cochinilla es fácil de eliminar si se detecta a tiempo. Por lo tanto, es importante revisar periódicamente nuestras plantas, con una atención especial en el reverso de las hojas, ya que es donde se suelen instalar.
  2. Una forma de eliminar la cochinilla nuestras plantas es mojando un trozo de algodón en alcohol y limpiar las áreas afectadas de la planta. Es importante no dejar ninguna cochinilla viva, ya que podría infectar de nuevo planta.
  3. Si la planta infectada es muy grande, o si tiene varias plantas infectadas, la mejor manera de eliminar la cochinilla es haciendo una solución de alcohol etílico, jabón neutro y agua caliente. Rociar las plantas con la mezcla una vez a la semana durante hasta acabar con la plaga.
  4. Otro remedio casero es poner media docena de cigarrillos en un recipiente con agua durante una hora y media y después de regar las plantas afectadas con el  agua resultante.
  5. El ficus u otras plantas de interior son a menudo focos de plagas debido a la falta de humedad del medio entorno. Para prevenir la sequedad del ambiente se recomienda  poner recipientes con agua cerca de los radiadores para crear la humedad y rociar la planta con agua una vez por semana para prevenir la aparición de la cochinilla.
  6. Recuerde que las plantas afectadas por la plaga deben estar alejadas de las plantas sanas ya que así evitaremos que se propague la infestación de la plaga. Si la plaga persiste se puede optar por un insecticida específico para la eliminación de la cochinilla.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Creado por: tu-web-ya.net